Los tiempos han cambiado y con ellos las herramientas que disponemos para realizar determinadas tareas como en este caso la vigilancia y el control de nuestra salud.

Vamos a hablar de recursos que, si bien ya existían, su uso ha crecido exponencialmente gracias, o más bien por culpa, de la pandemia. Nos referimos a la Telemedicina, la eSalud (o la prevención y cuidado de la salud mediante la tecnología) y la Teleasistencia.

La demanda de estos recursos en los últimos meses se ha disparado incrementándose las consultas telefónicas o videoconsultas más de un 150%.

Aunque los términos están relacionados, hablamos de recursos totalmente diferentes que se utilizan para necesidades y situaciones distintas.

 

Terminología: eSalud, telemedicina y teleasistencia

 

La eSalud es el término bajo el que se agrupan el conjunto de Tecnologías de la Información y la Comunicación (TICs) que se emplean en el entorno sanitario en materia de prevención, diagnóstico, tratamiento y seguimiento, con el fin de conseguir una gestión más eficiente de la salud y un diagnóstico óptimo.

Dentro de ella se incluyen diferentes productos, servicios y herramientas para la salud, como aplicaciones móviles, la telemedicina, los dispositivos wearables, el Big Data, realidad aumentada y virtual o el IoT.

Cuando hablamos de Telemedicina nos estamos refiriendo a la atención en consultas médicas en remoto, a través de las TIC, sea vía llamada telefónica, videollamada, whatsapp o correo electrónico. Es utilizada sobre todo para patologías leves o ya diagnosticadas y para controles periódicos.

Los usuarios se muestran interesados en utilizar este recurso en los casos que comentamos ya que al evitar la visita presencial resulta mucho más cómodo para ellos.

Renovar una receta, recoger una analítica o realizar una consulta sobre alguna patología ya tratada y que no requiera de pruebas o contacto directo, sí se puede hacer de forma remota. Además consigue que tanto el paciente como el médico ahorren tiempo.

Aunque la telemedicina es una herramienta muy eficiente, ya que alivia la red sanitaria, no olvidemos que estamos hablando de recursos complementarios y que hay muchos casos en los que es necesaria la presencialidad. En el caso de enfermedades graves o cuando sea necesaria una exploración física la telemedicina no es una herramienta adecuada y resulta imprescindible que la forma de actuar sea la clásica presencial.

 

Teleasistencia

 

Por otro lado, la Teleasistencia consiste en un servicio de atención integral e inmediata que, ante cualquier emergencia que suceda a lo largo de las 24 horas, pone en marcha los recursos necesarios para prestar ayuda al usuario.

Los grupos a los que va dirigido este recurso no se limitan a las personas más mayores, ya que cualquier persona con un cierto grado de dependencia o discapacidad puede beneficiarse de la seguridad y tranquilidad que le aporta este tipo de herramienta.

En función del sistema elegido la protección puede recibirse en el hogar o también fuera del mismo empleando sistemas que utilizan la geolocalización y que permiten el control en tiempo y espacio real del usuario.

El objetivo principal de esta teleasistencia es mejorar la autonomía y la independencia de las personas, pero también resulta muy útil para prevenir la soledad y el aislamiento.

 

¿Qué futuro les espera?

 

Obviamente los tres recursos de los que hablamos no resultan una novedad, ya estaban entre nosotros, pero sí es cierto que por culpa de la pandemia su implantación o desarrollo ha experimentado un crecimiento exponencial y han colaborado, cada uno en su medida, a facilitar las tareas a médicos, las visitas a los pacientes y a liberar de carga a nuestro sistema nacional de salud en una época de saturación.

La digitalización es imparable en todos los sectores y se prevé que, sin sustituirla, cada vez complemente más la asistencia sanitaria.

Las nuevas tecnologías, en continuo crecimiento, trabajan para crear nuevas herramientas que ayuden a mejorar la vida de los pacientes en todos los ámbitos sanitarios. Ayudarles a que se cuiden es nuestro mayor objetivo desde ViveLibre.